Un Nuevo Paradigma en Salud Femenina

Según estadísticas, solamente en EEUU más de 30 millones de mujeres sufren síntomas de relajación de piso pélvico y de incontinencia urinaria; la incidencia de prolapso de órganos pélvicos como vejiga, útero y recto se ha incrementado en los últimos años debido a factores que predisponen a ello, tales como:

  • embarazos en edad tardía
  • traumas obstétricos
  • sobrepeso y obesidad
  • disminución brusca de peso
  • factores hormonales
  • cirugías pélvicas como histerectomía

A muchas mujeres les da pena o vergüenza comentar este tipo de malestares con su médico,  pero es más embarazoso tener que vivir en estas condiciones sin solicitar ayuda médica.

Así mismo y por los efectos del embarazo, parto, envejecimiento, trauma y/o simplemente por razones genéticas, el tejido vaginal y los músculos que lo rodean sufren ciertos cambios y pierden su tono o fuerza dando como resultando FLACIDEZ VAGINAL.  Esta situación de flacidez y falta de satisfacción que sienten muchas mujeres también es percibida por el hombre al momento de la relación sexual. El crecimiento de los labios genitales puede provocar cierta incomodidad al momento del contacto íntimo, fricción o roce continuo, así como provocar una sensación de tirantez, dolor vulvar, irritación, incapacidad para ponerse cierto tipo de ropa como jeans ajustados o trajes de baño.  La mayoría de las mujeres simplemente viven esta situación como algo normal, pero en la actualidad es posible resolver este tipo de problemas.

Hoy en día, las mujeres están buscando varias formas de mejorar ellas mismas con una amplia gama de procedimientos que comprende desde la cirugía estética facial, aumento de senos, lipectomia, etc.  Actualmente y cada vez con más frecuencia se combina este tipo de procedimientos con cirugía de Rejuvenecimiento Vaginal, o Cirugía Estética Vaginal.

La Vaginoplastia es una de las cirugías más solicitadas y tiene como objetivo el reforzamiento de los músculos y tejidos laxos de la vagina así como eliminar el exceso de la mucosa vaginal.  Este procedimiento reduce el diámetro de la vagina y da por resultado la disminución de amplitud de la misma, teniendo mayor fricción al momento de la relación.

La Labioplastia es otra de las cirugías en este campo y consiste en retirar el excedente de tejido cuando los labios genitales se encuentran muy crecidos o grandes.

El primer paso para someterse a una cirugía estética vaginal es elegir al médico adecuado, esto quiere decir que se encuentre capacitado y certificado en cirugía estética vaginal. “Lo que yo busco con mi trabajo es que a mis pacientes no solamente les pueda corregir un problema funcional, sino también incrementar su autoestima “, dice el Dr. Maiti. “Nuestras pacientes vienen para corregir sus problemas en forma integral. Ellas buscan opciones y alternativas, así como un médico que les proporcionará las mejores soluciones”.

0 Comments

Trackbacks/Pingbacks

  1. 3insurmountable - 1delayed